Mi hija es de enero. ¡Menuda faena!

  “¿Tu niña es de enero? ¡Menuda faena!” –me suele decir la gente con cara de pésame. Al principio, ilusa de mí, pensaba que se referían a que la pobre tendría menos regalos de cumpleaños por pillar en plena cuesta de principio de año, o por acabar de salir de Reyes. Pero nada más lejos de la realidad. La gente me da el pésame porque “tengo que comérmela con patatas Leer más

Al niño tímido se le ha comido la lengua el gato

A medida que mi hijo va creciendo, se van definiendo ciertos rasgos de su personalidad que antes pasaban desapercibidos. Ahora estamos en una fase (no sé si será pasajera o ya se quedará para siempre con nosotros) de timidez. Pero es una timidez “curiosa” porque no ocurre siempre ni con todas las personas. Hay algo que al peque le pone especialmente nervioso y son los encuentros con amigos o familiares Leer más

Sesión de cine: un indicio más de su madurez y entendimiento

Hace más o menos un año que llevamos al nene por primera vez al cine. Tenía 2 años y medio y prácticamente tal cual entramos tuvimos que salir. Pecamos de pardillos pues pagamos su entrada (cuando son pequeños pueden entrar gratis siempre cuando no ocupen asiento), nos hicimos con un alzador, compramos un arsenal de gusanitos… En fin, que íbamos bien preparados pensando que aguantaría las casi dos horas de Leer más

La (no)llamada del segundo hijo

Ya he comentado en alguna ocasión lo pesada que se pone la gente con las típicas preguntas indiscretas del estilo “¿y vosotros no os animáis?”, ¿para cuándo el segundo?, “¿no tienes idea de ir a por más?”… Pero últimamente está empezando a ser un bombardeo continuo. Lo peor es que ya no me lo preguntan a mí sino que se dirigen directamente a mi hijo haciéndole la pregunta: “¿Para cuándo el Leer más

Dolores de crecimiento

Últimamente el peque se viene quejando de dolor en las piernas y antebrazos. Lleva así varias semanas pero al principio no le prestamos demasiada importancia porque los dolores solían aparecer cuando llevaba tiempo caminando o corriendo, algo que nos hacía pensar que quizá se tratara simplemente de cansancio. Pero la pasada semana el dolor le despertó. En mitad de la noche comenzó a llorar y a llamarnos quejándose de que Leer más